Plan Cerdedo BIODEPURA

Con un importe de cerca de 200.000 euros como presupuesto, el Concello de Cerdedo ha planificado la mejora de funcionamiento e integración paisajística de siete de sus actuales depuradoras municipales, incluyendo dentro de éstas, a la EDAR del núcleo urbano de Cerdedo.

Se ha planificado la retirada de las instalaciones de depuración de los lugares de Outeiro -Os Castros (Quireza) y de Tomonde porque presentan un estado muy avanzado de oxidación, con tecnologías obsoletas y con muchos problemas operativos que impiden cumplir con los onjetivos de vertido y protección d elas aguas. La novedad será que  el Concello de Cerdedo va a apostar por la substitución de estos sistemas por dos humedales artificiales.

 

PLAN CERDEDO BIODEPURA

En los primeros años de la década de los 90, el equipo de gobierno de aquel entonces apostó por dotar de saneamiento a muchos de los lugares del Concello de Cerdedo. Instalaciones de depuración, que en su momento cumplían con sus rendimientos, pero que a dia de hoy, con más de 10 años en funcionamiento presentan importantes deficiencias en su funcionamiento.

A esta problemática se le unió la falta de planificación. Debido a la falta de personal cualificado y porque era función de las administraciones supramunicipales, no se realizaron estudios previos adecuados de caudales, carga contaminante, alternativas posibles, etc. Como resultado, se construyeron instalaciones poco o nada adecuadas para la realidad de nuestro territorio y de nuestras aguas residuales.

La elevada dispersión territorial característica de muchos concellos gallegos del rural como es Cerdedo, llevaron a la instalación de pequeñas depuradoras en muchos de sus lugares que apenas superaban los 100 habitantes.  El escenario que nos encontramos en la actualidad es un concello con pocos recursos económicos y de personal que debe atender las obligaciones legales en materia de saneamiento como son su mantenimiento, gestión, múltiples analíticas y lo más importante, asegurar un rendimiento que asegure el cumplimiento de los objetivos de calidad de vertido cada vez más exigentes para no contaminar las masas de agua.

El Concello de Cerdedo, dentro de su compromiso por incorporar una estrategia de sostenibilidad a largo plazo en sus políticas y su apuesta por la protección de sus recursos naturales, decide elaborar un plan de mejoras en las depuradoras municipales e incorporar  una apuesta clara por nuevos sistemas de depuración más asumibles por parte de un pequeño municipio, no sólo desde el punto de vista del coste de inversión, sino también, y lo que es más importante, más respetuoso con la protección del medioambiente.

El objetivo es mejorar el funcionamiento de las instalaciones de depuración  para garantizar la calidad del vertido siguiendo las estrategias europeas en materia de protección de las aguas. Apostar por tecnologías de bajo coste de inversión, mantenimiento y operación y que se ajusten en cada caso al tipo de población. La novedad es la prioridad del equipo de gobierno en su apuesta por "tecnologías no convencionales o de bajo coste" que en los últimos años han sido ya probadas con éxito en muchos países europeos. 

Bajo estos sistemas, la apuesta del Concello de Cerdedo serán los "Humedales artificiales subsuperficiales". Básicamente, los humedales artificiales reproducen, de manera controlada, los procesos  de depuración que ocurren normalmente en los humedales naturales. Suponen una muy buena integración en el entorno y permiten incluso la creación de zonas húmedas con elevado valor ambiental. Es un sistema totalmente natural y sin adición de productos químicos de manera habitual, produciendo muy pocos lodos, lo cual abarata la gestión. Su mantenimiento es muy escaso, sin dependencia tecnológica y reduciéndose a comprobaciones periódicas. No genera olores ni insectos ya que el agua circula por el interior del humedal.

Aunque muchos al principio pueden verlo como una tecnología simple ya que apenas cuenta con obra civil, lo cierto es que es una tecnología que se ha probado con éxito ya para depurar aguas industriales y que en Europa llevan apostando por ellos desde hace más de una década.

El plan BIODEPURA está diseñado bajo los siguientes objetivos:

  • Tecnologías que requieran un mantenimiento sencillo.

  • Simplicidad en la gestión de lodos generados en la depuración.

  • Costes mínimos de implantación y explotación.

  • Adecuarse al entorno con la mayor integración ambiental posible.

  • Tecnologías competitivas en términos de eficiencia y más sostenibles.

Comparte